Así Terminó American Horror Story: Coven.

En un post anterior, había intentado adivinar lo que pasaría en el final de American Horror Story: Coven, y creo que acerté en un 50%.

El capítulo, titulado “Las Siete Maravillas” (The Seven Wonders)  inicio con un musical de Stevie Nicks cantando precisamente su canción Seven Wonders, mientras muestra a Misty, Queenie, Zoe y Madison preparándose para demostrar sus poderes. Stevie Nicks se despide deseándole la mejor de las suertes.

Luego vemos como Myrtle y Cordelia han preparado una cena donde explican que el proceso de elegir la próxima Suprema era responsabilidad de Fiona, pero que ya que esta murió sin haberlo hecho, habrá cambios. El primero de ellos es que el proceso se hará en grupo.

La mañana siguiente, las cuatro contendientes están listas. Myrtle da la salida con la primera maravilla: Telekinesis. A Misty le cuesta trabajo pero lo logra, al igual que Queenie, Zoe y Madison. La siguiente prueba es Concilium. Misty y Queenie pasan primero y logran controlar la mente de la otra en una pelea bastante divertida, pero cuando pasan Madison y Zoe, la cosa se pone seria. Madison al no poder controlar a Zoe, utiliza a Kyle, y lo obliga a besarla y a lamerle las botas (esta vieja está loca). Zoe se enfurece y trae a Kyle hacía sí y lo besa frente a Madison, quien controla nuevamente a Kyle y hace que intente ahorcar a su amada. Cordelia le pone fin al asunto, apartando a Kyle con (adivinen) Telekinesis.

La siguiente maravilla que deben demostrar las chicas es Descensum, deben ser capaces de bajar al infierno y regresar. Queenie pasa la prueba con facilidad, al igual que Madison, cuyo infierno (que no mostraron) es una estúpida audición en Hollywood… y Zoe, cuyo infierno es asesinar a su novio hasta el fin de los tiempos (o algo así). Para Misty, sin embargo, las cosas no salen bien. El infierno de Misty la lleva al día en que todos sus compañeros de escuela la miran con miedo por revivir una rana entregada por el profesor, quien la obliga a matar al animal en un ciclo que se repite por toda la eternidad. Al quedar atrapada en su infierno, Misty fallece.

Debo confesar que no me esperaba la muerte de Misty, y menos que quedara en el infierno, pero espero que Lilly Rabe regrese la próxima temporada con otro rol igual de bueno que este.

Las brujas (excepto Madison) están desoladas, pero las pruebas deben continuar y la siguiente es Transmutación. Zoe, Madison y Queenie empiezan a jugar la popular “la llevas”, teletrasportándose por toda la casa, poniendo en pausa todo el drama, como para variar, y divertirse un rato. Pero nuevamente algo sale mal, justo cuando Cordelia les advierte que no es un juego, Zoe aparece empalada en las rejas de la mansión.

En el invernadero, Queenie falla en traer de vuelta a Zoe con Vitalum Vitalis, lo cuál es extraño porque el capítulo pasado lo hizo con Misty, pero bueno… como dijo Cordelia, cualquiera bruja puede realizar cualquiera de las Siete Maravillas en momentos de crisis. Queenie es descartada.

Cordelia le pide a Madison que traiga de vuelta a Zoe, pero esta se niega a hacerlo (esta vieja está loca) y aunque Myrtle y Cordelia la retan, Madison prueba que tiene la habilidad de traer los muertos a la vida… con una mosca (esta vieja está más que loca).

Cordelia y Myrtle debaten sobre el hecho de que por simple eliminación Madison es la nueva Suprema, pero Myrtle le dice que aún hay una contendora: ¡Cordelia! Ahora la competencia es entre ella y Madison.

Cordelia logra superar las pruebas que ya han hecho las chicas (Telekinesis, Concilium, Descensum y Transmutación), es hora de enfrentar a Madison, ambas logran encender una vela, por lo que su quinta maravilla (Pirokinesis) es probada. La siguiente es Adivinación… Usando un montón de piedras arrojadas al azar sobre una mesa, Cordelia logra encontrar un artefacto en la casa con gran precisión, Madison falla al hacerlo por lo cual es descartada como Suprema y monta en cólera, amenazando con destruir el aquelarre (que palabra tan horrible) llamando a TMZ (ahora sí llegó donde iba).

Cuando Madison sube a hacer su maleta se encuentra con Kyle, quien en castigo por no revivir a Zoe la ahorca muy lentamente… la perra se lo merecía. Spalding, que salió de la nada y ahora es una especie de fantasma permanente, le informa que no tiene de que preocuparse, solo tiene que enterrar a Madison, nadie la va a buscar. Y dada la nueva posición de Kyle como ayudante de casa, parece que tiene mucho que aprender del depravado mayordomo.

Mientras en el invernadero, Cordelia prueba su última maravilla, Vitalum Vitalis trayendo a Zoe de vuelta a la vida, convirtiéndose en la nueva Suprema, recuperando la vista (y al parecer participando en Cambio Extremo).

Luego vemos que ha pasado algún tiempo. Cordelia ha decidido poner en público la existencia de las brujas  (en un programa de TV con noticias como “Lizza Minelli habla de su cadera”) de tal manera que muchas puedan pedir ayuda en la mansión. Cordelia está revisando un montón de papeles cuando Myrtle le informa que debe cortar con el pasado de una vez y le pide que la castigue por sus crímenes… quemándola de nuevo en una estaca.

Yo había apostado que Myrtle era en realidad Fiona disfrazada con algún hechizo, pero me equivoqué… Bueno, pero en fin, Myrtle, que está más loca que una cabra, es quemada nuevamente, no sin antes declarar su amor y admiración a Cordelia.

Hay trabajo que hacer en la mansión. Cordelia hace a Zoe y Queenie sus manos derechas y su propio consejo ¿recuerdan el consejo? ¿a los que Myrtle les sacó los ojos? bueno, ahora van a ser Zoe y Queenie. Pero antes de que todo sea maravilla, Cordelia debe superar una prueba con la que no contaba: ¡Fiona!… (Cero y van dos aciertos, el nombre de la Suprema y el hecho que Fiona estuviera viva).

Fiona está en la mansión y entonces en un flashback nos explican que en realidad el Hombre del Hacha y ella prepararon para que Cordelia creyera que estaba muerta. Pero Fiona no está en condiciones de matar a nadie. Está vieja, acabada y debil; y le pide a Cordelia que acabe con su vida (igual que lo hizo con Madison y ya tenía miedo que fuera a pasar lo mismo), pero la nueva Suprema le pide que al menos en ese momento sea fuerte y enfrente el dolor y el miedo sola. Fiona y Cordelia comparten un último abrazo y la vieja Suprema muere.

El infierno de Fiona no es como el que yo creía, no, se queda para toda la eternidad en la casa campestre del Hombre del Hacha (que no es ninguna perita en dulce) por lo que ambos tendrán que aguantarse hasta el fin de los tiempos… mientras Papa Legba sonríe maléficamente (eso también lo adiviné).

En la escena final, vemos como Kyle es el nuevo mayordomo y le abre las puertas a las nuevas estudiantes de la Academia Robicheaux, quienes reciben el discurso de la nueva Suprema en persona.

¿Qué les pareció? Pues a mime gustó… pero ya daré mis opiniones al respecto no sólo de este capítulo, sino de toda la temporada en otro post. Mientras tanto ya es hora de dormir.

 

Anuncios

Un comentario en “Así Terminó American Horror Story: Coven.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s