Reseñas X: Los Hombres Que No Amaban A Las Mujeres (Libro vs Películas)

De todas las piezas y elementos que se pueden encontrar en el primer libro de la serie Millenium, escrita por el fallecido Stieg Larsson, sin duda el que más se destaca y por amplísimo margen, es la impecable construcción de los personajes.  Y es que “Los hombres que no amaban a las mujeres”, conocida también por el nombre que le dieron en Estados Unidos, para que no sonara medio raro, “La chica del dragón tatuado”, además de tener una temática polémica y atractiva, una trama deslumbrante y una edición que raya en la excelencia, tiene a dos de los personajes más significativos y trascendentales en la ficción contemporánea, Mikael Blomkvist y Lisbeth Salander.

Ha sido tanta la acogida de estos personajes en el público, sobre todo la de Lisbeth, que las adaptaciones no se hicieron esperar; de un lado del charco las películas producidas en Suecia por Yellow Bird; y del otro la hasta ahora única película distribuida por Columbia Pictures y MGM, dirigida por David Fincher. ¿Pero cuál es la razón de tal acogida por parte de un público global a la que el invierno escandinavo es tan ajeno? Para responder esa pregunta resulta necesario detallar un poco tanto el libro original, como sus dos películas derivadas.

El Libro.

Cubierta del libro, Editorial Planeta.
Cubierta del libro, Editorial Planeta.

A través de 29 capítulos, un prólogo y un epílogo, Stieg Larsson introduce al lector en el frío, cruel y benefactor estado sueco. Para aquellos que crecimos en medio de sol y el calor del trópico, con las limitaciones que impone una economía tercermundista, Suecia y Escandinavia en general pueden parecernos el paraíso, después de todo, allá el “estado benefactor” provee de todo a sus habitantes, algunos sin siquiera ir a trabajar. Pero tal y como sucede en el mismo esquema político por estos lados, cuando el estado empieza a sostener a la población a un nivel tan amplio, cosas malas empiezan a suceder y justo eso es lo que encuentra el periodista Mikael Blomkvist luego de una investigación.

Las cosas no salen tan bien para “Kalle” Blomkvist cuando en busca del parásito pegado en el sistema benefactor sueco, resulta demandado por difamación; Blomkvist, ve afectada entonces no sólo su libertad, sino la misma supervivencia de su tesoro más grande: la revista Millenium. Es en este momento en que Blomkvist se encuentra desesperado que Henrik Vanger le ofrece un salvavidas, a cambio de descubrir el misterio que rodeó la desaparición de su sobrina-nieta Harriet.

Pero pronto Blomkvist descubre que Vanger no lo ha seleccionado al azar, sino que lo ha investigado usando los servicios de una extravagante y formidable investigadora, Lisbeth Salander.

Aunque al principio la novela puede parecer un poco lenta y densa, por estar centrada en Blomkvist, sus problemas legales y el enredo de la familia Vanger y la desaparición de Harriet, pronto es notorio que Larsson se da cuenta que el personaje principal de su historia no es Blomkvist, sino Lisbeth. A medida que Salander toma el rol principal en la novela, esta se transforma en una pieza literalmente digna de obsesión.

Es a través del sufrimiento de Lisbeth, marioneta del sistema benefactor sueco, que el lector logra vivir el infierno del paraíso escandinavo, es a través de ella que se avistan las terribles consecuencias del racismo y la misoginia de una sociedad que se vanagloria de ser justa y equitativa. Es a través de Lisbeth que el misterio y la trama de la novela toman sentido.

Lisbeth es sin duda, el personaje que salta literalmente de las páginas para cobrar vida propia; pero Larsson no logró el milagro sólo con ella, incluso a los personajes secundarios, el autor logra proporcionarles un realismo y una autenticidad que muy difícilmente se encuentran en ese tipo de obras.

Lo único que no logra perfeccionar Larsson es el final. El autor arma una telaraña tan densa y tan enmarañada que cuando llega la hora del desenlace, se decanta por la opción más obvia que es la exposición, simple y aburrida.

Es en resumen un libro que es entretenido tanto para lectores asiduos, como principiantes, los primeros que sin duda amaran la trama y los segundos, los personajes.

Män som hater kvinnor (Película Sueca de 2009)

Protagonizada por Noomi Rapace (Lisbeth Salander) y Michael Nyqvist (Mikael Blomkvist), la adaptación sueca de 2009, es sin duda un experimento interesante. Es interesante que los presupuestos para cine en Suecia no sean lo suficientemente altos como para impregnarle la suficiente presencia para diferenciarse de las películas producidas, por ejemplo, en Argentina, Brasil o México. La dirección es buena, para una serie de televisión, pero para un film deja mucho que desear; no se hace uso apropiado de la iluminación, los colores y los encuadres; dejando todo el contraste en el vestuario de Rapace y la oscuridad urbana de Estocolmo contra el invierno blanco de la costa de Norrland.

En cuanto al guión, como era obvio, fue necesario simplificar. En esta película, Harriet es sobrina, y no sobrina-nieta de Henrik Vanger. El asunto con Wennerström es simplificado al máximo y el final es alterado, sin duda a razón de que las otras dos películas de la serie estaban de antemano garantizadas; misma razón por la que vemos datos de la vida de Lisbeth que no se mencionan en esta entrega del libro.

Así mismo, la película no muestra las falencias de Lisbeht, convirtiéndola en una casi súper heroína. En el libro, Lisbeth tiene problemas para identificar conexiones y atar cabos, a diferencia de Blomkvist que es un experto. Al igual que en el libro, ambos identifican plenamente al asesino por separado. Mikael haciendo deducciones y Lisbeth aprovechando su prodigiosa memoria fotográfica.

Es en resumen una película que conserva la vibra del libro, aunque con esos mismos recursos, hubiesen podido hacer una mejor representación de la obra de Larsson.

The Girl With The Dragon Tattoo (Película Estadounidense de 2011)

A pesar de que ya había escrito una reseña sobre esta película me permitiré aproximarme a ella, luego de haber leído el libro y ver la película sueca. Sin duda, aquí se nota que hay presupuesto. La cinta arranca, con una introducción más corta que en el libro y la película sueca, pero igual o más contundente. Sigue con los créditos que corresponden a una representación abstracta de la temática del libro ambientada con una versión rock-pop de Led Zeppelin. Desde allí apenas van 5 minutos y ya el espectador está enganchado.

La dirección es exquisita. Los contrastes en los colores son impecables y los encuadres son inteligentes y logran una proporción exacta entre el ambiente y los personajes. A diferencia de lo que sucede con la película sueca, es posible sentirse parte del contexto, en lugar de solo sentarse a mirarlo.

Sobre las actuaciones, Daniel Craig, pues… hace un buen papel como James Bond, es decir no hay una diferencia significativa en postura, gestos y (como es notorio en la versión sin doblar) la misma dicción. O sea, Craig, está bien que te ganes la plata fácil, pero no tanto. La que si se lleva todos los aplausos es Rooney Mara.

Mara hace una Lisbeth diferente a la de Rapace. La Libseth de Mara es una muchacha con una timidez evidente, que para protegerse utiliza su carcasa de chica rebelde, en la que se ha fundido a tal grado, que no se sabe donde termina la una y comienza la otra, siempre asumiendo una postura completamente andrógina. La Lisbeth de Rapace es mucho más femenina, a diferencia del libro, y a diferencia de Mara, la interpreta como una mujer grosera y antipática, aún así, y gracias a la construcción del personaje hecho por Larsson, no es posible odiarla.

En cuanto al guión, este es mucho más inteligente que el de la película sueca. Logra resumir en sus escenas toda la esencia de la obra de Larsson, incluso hasta el final, sorprendiendo hasta a los lectores del libro.

En resumen, una adaptación fiel y bien hecha del libro. No varía mi calificación inicial (4,60), aunque si es un buen ejercicio reconsiderar algunos aspectos.

Lo único que queda es recomendar el libro y todas sus obras derivadas, que sin duda, no decepcionarán al que haya disfrutado de esta primera entrega.

Libro 1/18 para 2015.


Ficha del Libro

Nombre: Los hombres que no amaban a las mujeres.

Autor: Stieg Larsson

Editorial Planeta

665 Páginas

ISBN 978-84-233-4044-6


Calificación Libro

4,90

Calificación Película Sueca

3,55

Anuncios

10 comentarios en “Reseñas X: Los Hombres Que No Amaban A Las Mujeres (Libro vs Películas)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s