Sobre Britney Spears y The X-Factor US

La versión gringa de The X-Factor ha probado ser menos exitosa que su concurso par American Idol

Hace un par de semanas se dio por terminada en Estados Unidos la segunda temporada de The X-Factor, sí el mismo show que Marbelle, Juan Carlos Coronel y José Gaviria hicieron tan popular en Colombia, aunque esta versión gringa al finalizar ha dejado un sabor un tanto agridulce al finalizar esta etapa.

Por un lado la serie comenzó con una enorme expectativa, después de todo la super estrella mundial Britney Spears había aceptado estar en el panel de jueces, al igual que la estrella adolescente Demi Lovato. Cabe anotar que The X-Factor, a pesar de ser un formato mundialmente exitoso, no había llegado a los Estados Unidos y solo lo hizo como un remplazo en la temporada de Otoño a American Idol, que se emite en la Invierno y la Primavera.

The X-Factor, al igual que American Idol logró conseguir una amplia cobertura en las redes sociales lanzando al estrellato a los antes desconocidos Tate Stevens, CeCe Frey, Carly Rose Sonenclar y las chicas de Fifth Harmony. Sin embargo los ratings de The X-Factor palidecen en comparación con los de American Idol. Para esta temporada The X-Factor quedó por debajo de los 10 millones de espectadores en la gran final, mientras que en 8 años una final de American Idol nunca ha estado por debajo de los 20 millones. Y por supuesto la culpa se la quieren echar a Britney Spears.

Tanto así que ya empezaron los rumores que para la próxima temporada Britney no tomaría su lugar como juez del programa, al igual que Demi Lovato y L.A. Reid. El argumento general es que Britney no llenó las expectativas de sus contrato de 15 millones de dolares.

The X-Factor mostró un lado de Britney Spears calmado y hasta maternal.

Es cierto, Britney estuvo bastante parca y sobria y mantuvo un lenguaje más bien sencillo en sus intervenciones, pero yo diría que eso es en esencia parte del encanto del programa en esta temporada. Conocimos a una Britney diferente, muy lejana de la inalcanzable estrella pop rodeada de escándalos que magnificaron los tabloides. No. Conocimos a una Britney sencilla, dulce, encantadora, honesta, sincera, a la que daba gusto ver en televisión. Lo más importante es que ella nunca quiso robarse el show opacando a los concursantes (que es lo que creo que quería la cadena) como si lo hizo Jennifer Lopez en American Idol o cualquiera de los jueces de The Voice, empezando por Adam Lambert y Christina Aguilera.

Si Simon Cowell en realidad piensa ponerle punto final a la carrera de Spears como juez de realities musicales, debería pensar muy bien en la estrategia para conservar los 9 millones y pico de espectadores que promedió la final de The X-Factor, porque si ni con Britney funcionó, no le veo mucho futuro a ese programa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s