Las 10 Peores Películas de 2013.

Se acaba el 2013 y con él, el desfile casi inagotable de películas malas que circularon por las no muy versadas salas de cine de nuestro hermoso y siempre maltratado país. Dentro de esta larga lista de películas enumeraré las que según mi concepto fueron las peores y que fueron una auténtica perdedera de plata, tiempo y crispetas. Aclaro nuevamente, aunque ustedes no lo crean, no me da tiempo de ver TODAS las películas, así que si tienen alguna que debería estar en la lista, ahí está la sección de comentarios y muy bien puedan escribir lo que les de la gana.

10.

Wolverine: Inmortal (The Wolverine) 

Esta película tiene más de comercial de turismo del Japón, que una continuación de la franquicia de los X-Men, de hecho termina uno prestándole más atención a los lugares favoritos para visitar en el país del sol naciente que a la predecible y aburrida historia que pretende englobar. Además Jackman está muy viejo para interpretar a alguien que supuestamente no envejece. Supérenlo.

9.

Hansel y Gretel: Cazadores de Brujas (Hansel & Gretel: Witch Hunters)

Siguiendo la no muy exitosa idea de engancharle cosas sobrenaturales a cuanta persona, animal o cosa, real o ficticia, haya o no existido, esta película es solo una secuencia de coreografías de acción sin coherencia ni argumento. No me sorprendería que los productores lanzaran de un momento Bill Clinton: Cazador de Sirenas o algo por el estilo.

8.

Elysium.

Una película que prometía, con una premisa interesante, se perdió en el camino y terminó siendo un intento mediocre de Bluckbuster con aspiraciones a Premios Oscar, pero ni lo uno ni lo otro, un desperdicio de dos actores de primera linea como Damon y Foster. Que vergüenza.

7.

El Último Exorcismo: Parte II (The Last Exorcism: Part II)

La primera de “terror” que aparece en la lista, una película que a pesar de no estar mal dirigida, se equivocó completamente de genero, con un guión aburrido, predecible e incoherente, sin nada de originalidad.

Sí, nena, esta película es tan mala que provocar echarse al suelo y gritar.

6.

Duro de Matar: 5 (A Good Day To Die Hard)

Realmente no puedo creer que todavía le quieran sacar el jugo a Bruce Willis en su eterno papel de John McLane, aunque ese no fue el problema número uno de esta cinta. El problema fue tratar de hacer un bluckbuster de acción de los 90, sin contar con la asesoría de Sylvester Stallone que parece el único que sabe como hacer ese tipo de cine sin que se vea mediocre. Definitivamente una saga no sólo muy dura de matar, sino muy dura de tragar.

Hasta en ruso es mala.

5.

Monsters University.

Más que una película, una excusa patética y desabrida de traer de vuelta a los icónicos personajes de Monsters Inc, que acude al chiste fácil y a cuanto cliché de película de Hollywood pudieron encontrar. Una mancha en la larga lista de éxitos de Pixar.

4.

Jack, El Cazagigantes (Jack, The Giant Slayer).

Esta película es la prueba más grande que Bryan Singer se quemó como director en el momento en que se le ocurrió la maravillosa idea de dirigir Superman Returns. Con una guión que hace parecer inteligente a Actividad Paranormal, lo único que se le puede sacar en limpio a esta película es el vestuario… y eso.

Stanley Tucci muerto de la risa con la plata que se ganó haciendo esta porquería.

3.

La Masacre de Texas 3D (The Texas Chainsaw 3D)

Otra película de “terror”, sí, entre comillas porque son más aterradores los discursos de Juan Manuel Santos con esa cara de Chucky que tiene y que parece que se fuera a salir de la pantalla al mejor estilo de “El Aro”. Esta película es tan estúpida que no hay mucho lo que se puede decir de ella, salvo que es una porquería.

Esta es la mejor escena de la película… en serio.

2.

Insidious: Chapter 2

Dicen que la película 1 de esta serie fue buena, quizás por una toma de un mostruo detrás del protagonista, pero si fue buena, no le dejó nada a esta que no tenía ni pies, ni cabeza, ni actuaciones, ni historia, ni nada.. absolutamente nada. Un gran fail, por donde se le vea.

“No le digan a nadie que esta película es pésima…”

1.

White House Down.

Sin duda la basura más grande del 2013 y eso lo puedo afirmar sin ver las miles de cintas de todo el planeta tierra durante este año. Una historia aburridísima y floja y ¡que ya habíamos visto!, actuaciones desastrosas empezando con la de Channing Tatum o como se llame y efectos especiales de 1960; se pregunta uno si no fue que los Nule le metieron la mano al presupuesto o qué.

¿Channing Tatum por delante de Jamie Foxx? #fuck ¿De dónde salió ese sujeto?

Esperemos que en el 2014 las salas de cine se les ocurra traer algo bueno que no sea super taquillero, como para variar ¿no les parece?

Anuncios

Hansel, Gretel y Famke Janssen.

En la popular linea de historias basadas en los cuentos de los hermanos Grimm, el desconocido director noruego Tommy Wirkola nos trae ahora Hansel y Gretel: Cazadores de Brujas (Hansel and Gretel: Witch Hunters, por su nombre en inglés), pero si usted esperaba la versión colorida y de corte infantil que vimos en el anime japonés se va a llevar una enorme sorpresa.

Poster de “Hansel y Gretel: Cazadores de Brujas”

La cinta inicia precisamente con la historia del cuento, aunque (¡claro!) con un par de diferencias, en esta versión los padres de Hansel y Gretel los llevan a un bosque y por razones que no son evidentes al inicio los abandonan. Los niños terminan en una casa hecha de dulces, donde habita nada más y nada menos que una bruja. Esta bruja utiliza a Gretel como ayudante mientras empieza a engordar a Hansel para comérselo. Gretel se libera para ayudar a Hansel antes de que termine en la olla y entre los dos logran asesinar a la bruja arrojándola en un horno. Pero a diferencia del cuento, donde los niños encuentran un tesoro escondido por la bruja, aquí no encuentran nada y los hermanos maravilla tienen que dedicarse a algo en lo que han demostrado ser buenos para sobrevivir: la cacería de brujas.

15 años luego del suceso, Hansel y Gretel en conjunto, son afamados cazadores de brujas y son traídos a un pueblo donde extrañas desapariciones de niños han ocurrido. Es aquí donde ambos deberán enfrentar no sólo a las brujas, sino también a sus traumas infantiles y no tardarán en entender que no sólo los seres demoníacos son capaces de hacer el mal, sino que este también tiene una cara humana.

Es difícil clasificar a Hansel y Gretel. Algunos la clasifican como “Fantasía Oscura”, “Horror” o “Acción”… yo incluiría hasta “Comedia”. La película tiene un tono oscuro, eso sí, pero enfocado a la escenografía, no a los personajes. ¿Fantasía? Pues teniendo en cuenta que lo único fantástico allí son las brujas y que bien podrían haber sido remplazadas por zombies o vampiros o robots asesinos, yo diría que este termino no le corresponde a la película. ¿Horror? Para nada, Hansel y Gretel no produce miedo en ningún momento. Por lo que yo diría que la mejor manera de describirla es como una película de acción-comedia que da la casualidad ocurre en un entorno fantasioso de la un punto ambiguo de la historia.

La escenografía es impecable. Los tonos son muy bien cuidados y los bosques donde transcurre la acción casi parecen reales. La historia dramática que se cuenta a la mitad de la película contando las razones de los padres de Hansel y Gretel para abandonarlos es afortunada y efectiva y le da un giro interesante a la historia y permite desarrollar los personajes.

La actuación de Famke Janssen es buena… cuando no tiene la cara de demonio que la hace parecer a la “Bruja del 71”.

Pero como cualquier cinta de acción, no es el desarrollo de personajes lo que le interesa al director, sino mostrar las coreografías de persecuciones, de combate cuerpo a cuerpo y los disparos. En esto se debe admitir que las cosas le salieron bien, claro sin nada que ya no hayamos visto en una película con Mila Jovovich.

Quisiera resaltar a los actores (¡ojo! a los actores, no a las actuaciones) Jeremy Renner, desde sus tiempos en The Hurt Locker, es una adición excelente a cualquier cinta, le proporciona humanidad y vulnerabilidad a su personaje logrando el máximo que se hubiese podido esperar de una cinta de acción destinada para 3D.  Famke Janssen interpreta a la villana de la historia y la actriz holandesa demuestra que puede ser inquietante (más no aterradora) en su actuación. El director optó por dejarla actuar con su cara en algunas escenas pero en aras de que el espectador entendiera que se trataba de un ser despreciable prefirió llenarla de maquillaje para que luciera como una bruja, una decisión desafortunada a mi parecer.

Pero a pesar del peso de Famke Janssen como villana, es Gemma Arterton (Gretel) la que se roba al show, es una mujer impactante, con un rostro hermoso y un cuerpo espectacular, y en esta cinta demuestra que es de las pocas mujeres que puede llevar el peso de una película de acción y lucir sexy en lugar de ridícula. Logra hacer contrapeso a Renner y Janssen lo cuál ya es mucho decir.

Gemma Arterton es de las pocas actrices que logra llevar el peso de una cinta de acción y verse aún más sexy.

Una última anotación: ¿En realidad los productores creyeron que nos íbamos a tragar el cuento que Jeremy Renner tiene 27 años? Lo lamento pero el actor se veía mucho mayor que Arterton, lo cuál le quita muchísima credibilidad a la historia.

¿Vale la pena ver Hansel y Gretel? Sí, si a usted le gusta la acción sin tener que enredarse mucho en reflexiones dramáticas. Si no, mejor quédese en casa y disfrute de un buen libro.

Calificación: 3.0/5.0