Reseñas X ^ Minions

Si hay algún medio de entretenimiento especialmente flexible en su visión de la realidad, ese es el cine. Después de todo ¿qué tiene de real un robot asesino que viaja en el tiempo, un parque de diversiones repleto de dinosaurios prehistóricos, o un sujeto capaz de matar él solo a un ejército completo de criminales?

Pero esa es la naturaleza del séptimo arte: irreal, improbable e hipotético; y aunque sean esas cualidades las que alimentan a buena parte de sus detractores, son esas mismas cualidades en las que se ha basado el cine para pasar de ser una atracción de circo hace poco más de un siglo, a una industria multibillonaria hoy en día.

Sin embargo, aunque no se espera que una película (sobre todo una película de Hollywood) sea cien por ciento real, o científicamente correcta (mucho menos si es de corte infantil), hay un límite en el que la fantasía se convierte en absurdo, y otro más en el que el absurdo entra en el terreno de lo aburridamente disparatado; y fueron precisamente esos límites los que Minions cruzó sin rastro de pudor alguno.

minions-movie-first-trailer-2015

Minions, película animada producida por Ilumination Entertainment y distribuida por Universal Pictures, narra la historia de los minions, un grupo de criaturas que evolucionaron con un único e interesante instinto por servir a seres malvados. Sin embargo, luego de varios fracasos en su meta final de encontrar al villano perfecto, los minions son obligados a exiliarse y ven en riesgo su propia existencia. Con el fin de rescatar a su tribu de una existencia vacía y probablemente de su propia extinción, Kevin, uno de los líderes del grupo, decide emprender la búsqueda de su villano, contando apenas con la accidental ayuda de dos compañeros más: Stuart y Bob.

Es en esta misión que los tres “heróicos” minions encontraran a Scarlet Overkill (Sandra Bullock en la original; Thalía, en la versión en español), una criminal que parece responder a todas las necesidades de los minions. Sin embargo, los estrafalarios objetivos de Overkill y la inocencia (no digamos “torpeza”) de Kevin, Bob y Stuart, pronto pondrán en riesgo no solamente la misión, sino la existencia misma de los minions.

Sin embargo, a pesar de este núcleo argumental, que a simple vista parece ser suficientemente entretenido para sostener una película infantil, no pasan ni cinco minutos para que empiece el aburrimiento.

Para empezar, la película hace uso del desprestigiado truco del narrador omnisciente para ir contando lo que va pasando y supuestamente suplir la ausencia de diálogo por parte de los amarillos personajes, un truco que además de resultar completamente tedioso, resulta hasta insultante, porque incluso un niño de tres años podría entender lo que está sucediendo sin necesidad de que alguien se lo esté explicando en pantalla.

Luego tenemos el asunto de la construcción de personajes. El hecho de que los protagonistas sean los minions no implica que no se quiera dejar un mensaje, y los mensajes en el cine se entregan por medio de la evolución de los personajes que en esta película es completamente nula; esto se traduce en una serie de secuencias, que se sienten inconexas y desabridas, dejando al guión como una simple excusa para mover a los personajes de un punto A, a un punto B, sin ningún desarrollo visible.

_1422896129

Y por último, pero no menos importante, es el hecho que Minions, una vez que agota todas las posibilidades que ofrece una precuela, empiezaentrar en el terreno de lo disparatado y lo que es peor, sin que ello implique un altamente necesitado alivio cómico.

Recuerdo una secuencia corta en Los Simpson (¡otros dibujos amarillos!) donde la familia va al cine y ve una película donde El Zorro, se enfrenta a los Tres Mosqueteros y luego de derrotarlos es coronado nuevo Rey de Inglaterra, una historia completamente disparatada, pero que se amarra a su naturaleza de parodia para generar risa.  En los Minions, la película, sobre todo en su último tercio, avanza descaradamente en el terreno de lo absurdo, pero tomándoselo tan en serio que en ningún momento es divertido y sólo suma más y más a la ya ostensible carga de aburrimiento que lleva desde el inicio.

Es comprensible que los directores Pierre Coffin y Kyle Balda hayan pensado hacer una película pensando en el público infantil, con unos personajes que desde ya están entre los favoritos para acompañar las almohadas en la cama de más de un impúber, pero se equivocaron completamente en el enfoque, insultando la inteligencia de los espectadores con el uso de un narrador, y con un tono demasiado serio para lo que debería ser una excelente excusa para reírse… a menos, claro está,que la película haya sido pensada para niños menores de seis meses, que sólo se estimulan con el color y el sonido. Ahí sí podría decir entonces que cumplieron con su cometido.

P.D. Otra película más que no le llega ni a los talones a las expectativas generadas por su intensiva campaña de mercadeo.

020

Anuncios

9 comentarios en “Reseñas X ^ Minions

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s