Categorías
Deportes

El Lado Positivo de la Eliminación de Colombia del Mundial Sub-20

Con un marcador de 3-1 México eliminó a Colombia del Mundial Sub-20, pero veamos el lado positivo.

Muy bien lo dijo el gran filósofo Francisco Maturana “Perder es ganar un poco” y en vez de estarse amargandose la vida y dandose golpes de pecho luego de la derrota de anoche ante México, más bien hay que verle el lado positivo.

Primero, la selección Colombia se ahorró la galleta de ir a jugar la semifinal en Pereira, y dejar la capital, por lo menos tendrán oportunidad de aprovechar los descuentos de mitad de semana de Maloka y darse un paseito por la 26, que a estas alturas debe ser tan entretenida como una montaña rusa.

Se reduce la contaminación, claro la contaminación visual de tantas banderas y tanta gente con la camiseta pirata de la selección que las calles, eran tantas que parecía uno estar en la mitad de un galpón de pollos. Ni para el 20 de Julio, ni para el 7 de Agosto ve uno semejante desproporción cromática en los espacios públicos.

Se acaban las caravanas, si no es por nada, pero las caravanas de carros, de carros y motos, y peor las de sólo motos, como suele suceder por estas latitudes se acaban con la eliminación de Colombia, ni para la toma de motos en las fiestas del 20 de Enero, escucha uno semejante ruido, no me imagino la cantidad de casos que ignoran las EPS cuando los pobres insensatos que van en esas motos reporten daños en el oído.

Podremos hacernos los de la vista gorda, pues ya con la selección Colombia eliminada el grueso de la población Colombiana, podrá dejar de pretender que le importa ese mundial, que tantas suplicas y tantas arrodilladas le costó al gobierno anterior y que parece que lo estuvieran haciendo en Mongolia, se ve que sólo los partidos de Colombia están llenos, en el resto el aire circula libremente en las tribunas. No hubo ni siquiera la intención de la población de asomarse por los estadios a ver que era lo que estaba pasando.

No nos toca verle la cara llena de botox a nuestro presidente Santos, en la transmisión de los partidos de Colombia, ya es suficiente verle la cara de Chucky a diario en el noticiero, que le sacan noticia hasta cuando se come una galleta.

Por último por fin le callaron la jeta los petardos que narran y comentan los partidos de Colombia, siendo el máximo exponente el bobazo de Javier Hernandez Bonnet que sale con perlas como “La suerte del campeón de Colombia”.Sin Comentarios.

Del resto hay que estarle agradecidos a los muchachos, llegaron muy muy lejos, hay madera, potencial para el futuro. Aquí les dejo el resumen del partido.

Categorías
Colombia y Sabana. Deportes

La Pifiada de la Inauguración del Mundial Sub-20 en Barranquilla

rosanna lignarolo

La decisión de ir al cine a verme el “Capitán América” el viernes pasado, en lugar de verme la inauguración del Mundial Sub-20 que se realiza en nuestra querida Colombia, ha probado ser de lejos una decisión bastante sabia.

Pero luego de días de escuchar por todos lados, comentarios sobre lo pésima que estuvo, no me aguanté la tentación. Y sí, tenían toda la razón, ese espectáculo se puede resumir en una sola palabra: Oscuro.

Si es cuestión de buscar culpables, puedo enumerar una serie de personajes que van desde el presidente Santos, pasando por el presidente de la FIFA, el alcalde Alejandro Char, el distrito de Barranquilla, los luminotécnicos, los bailarines, los que hicieron la lona de 2 toneladas, al río Magdalena, a la temporada de huracanes, a los frentes fríos, a la naturaleza del suelo… en fin, si es cuestión de buscar culpables, nombres no son los que faltan; pero si hay una sola persona a la que hay que señalar por la magnitud de este desastre y esa persona no es otra que Rosanna Lignarolo.

Creo que la confusión inicia desde la planificación. Las inauguraciones de estos eventos son de hecho coreografías montadas, pero (primer error) las coreografías NO siempre significan baile, y para eventos deportivos del tamaño de un Mundial de Fútbol (así sea Sub-20) se espera que el tipo de coreografías sean más acordes al estilo cinematográfico que al estilo de payasada bailable, que fue lo que se presenció en dicha inauguración. Pero además de los estúpidos que no comprendieron eso y asignaron la licitación, la culpable de esto es la misma Rosanna Lignarolo, que de baile y de carnaval y de todo eso sepa mucho, pero de puesta en escena, que es lo que en resumidas cuentas es una Inauguración, esa vieja no sabe absolutamente nada. Parece que no hubiesen visto la Inauguración de los Juegos Centroamericanos que ella misma condujo, que fue de igual o peor calidad.

Y es que incluso si no hubiese fallado la iluminación, ese espectaculo era propio de todo, menos de una inauguración de un evento deportivo. ¿Regiones de Colombia? Perdón Rosanna pero esto NO era la velada de elección y coronación de la señorita Colombia. Y otra. ¿Por que mente ridícula pasa hacer homenaje al Joe Arroyo en esa inauguración? Estamos en un evento INTERNACIONAL, y si todo lo que había hecho ya era de por sí malo, la terminó de embarrar metiendo salsa y bailarines de salsa en la mitad del espectáculo. ¿Acaso la idea no era hacer una exposición de la cultura propia de Colombia? Parece que Rosanna ignoró por completo el hecho de que la Salsa es un ritmo extranjero que nada tiene que ver con la idiosincrasia colombiana. Y por último, está bien que el Carnaval sea patrimonio de la humanidad, que el que lo vive es el que lo goza, y todo lo que quiera sumarle o adicionarle a eso, pero por favor, eso que hicieron ahí no pega ni con colbón.

No es por querer exaltar a ninguna región, pero la inauguración de los IX Juegos Sudaméricanos en Medellín, fue un espectaculo, allí no se dejaron cabos sueltos, se contrató una empresa seria como Dragone Entertainment Group (responsable de la apertura de Euro 2000, A New Day para Celine Dion, y que trabaja en las puestas en escenas del Cirque du Soleil) , ¿por qué dejar este evento en manos de una persona que obviamente no estaba preparada,como Lignarolo?

Ahora me perdonarán en Barranquilla y me da mucha pena, pero (segundo error) asignar este evento tan importante en una ciudad sin experiencia en este tipo de eventos, era un riesgo que NO se debía, ni se podía tomar. La razón no tiene nada que ver con sensacionalismos regionales, es sólo cuestión de ser prácticos. El equipo que más familiarizado está con eventos de esta envergadura NO está en Barranquilla, luminotécnicos, electricistas y toda la mano de obra que se encuentra más preparada, está en las ciudades donde este tipo de eventos son más frecuentes ¿Por qué no se aprovechó la experiencia que tenía Medellín con los Juegos Sudamericanos o la experiencia de Bogotá con los múltiples conciertos y festivales que se llevan a cabo allí?

Lo peor de todo es que quedó mal no sólo la señora Lignarolo, la ciudad de Barranquilla, sino que el mundo entero vio lo que sucedió y esas imágenes quedarán guardadas para la posteridad y no señalarán a como responsable a Rosanna Lignarolo, sino a todos nosotros que conformamos este país.

Bueno creo que un comentario que leí en YouTube resume todo eso: “Sí Shakira participa en ese evento, es el fin de su carrera”, y espero que Rosanna Lignarolo siga de jurado en concursos de bailes de salón, que de eso si vimos demasiado en esa inauguración, por que tal y como es señalada hoy día, no la van a buscar ni para hacer las coreografías de las cortes de los quinceañeros.

Por último, hay que reconocer que para celebrar eventos mundiales hay que contar con lo mejor, con los más experimentados, en estos eventos hay que ir por lo seguro, no se puede dejar margen al riesgo, al menos para la próxima (sí la hay) ya habremos escarmentado un poco.

ACTUALIZACIÓN: Imperdonable lo que dicen ahora los encargados de la inauguración entre ellos la señora Madeleine Certain y la amargada esa de Rosanna Lignorola, que ahora además prueba ser una inepta,  “Barranquilla no estaba preparada para un evento de tales magnitudes” las que no estaban preparadas eran ellas, y fue un enorme acto de irresponsabilidad asumir la preparación del evento sin tener la más mínima idea de que era lo que significaba. Definitivamente el PEOR error fue dejarle a la descastada y decadente élite de Barranquilla, un evento que era de todo el país. Que el peso de la justicia caiga sobre todos ellos, empezando por Alejandro Char.