Earthquake Bird (La Música del Terremoto) ^ Análisis y Explicación

Si hace cuatro años alguien me hubiese dicho que a 2019, Alicia Vikander no estaría ganándose millones de dólares en alguna súper franquicia cinematográfica o ganándose todos los premios de la industria, sino haciendo una película de presupuesto modesto para una plataforma de streaming, no le hubiese creído ni por una fracción de segundo.

Después de todo, en 2015, Alicia Vikander se había llevado todos los aplausos, ovaciones y nominaciones, por dos películas que habían marcado vanguardia en la industria: Ex-Machina, un thriller de ciencia ficción, que incorpora elementos de paranoia tecnológica postmoderna, y The Danish Girl, un drama que muestra las complejidades de la transformación de un hombre en mujer, y las consecuencias para su esposa al enfrentarse a la sociedad europea de inicios del Siglo XX. Todo estaba servido para un estrellato duradero de la actriz sueca… Hasta que llegó Tomb Raider.

El fracaso en taquilla de la Versión 2018 de Tomb Raider, fue tan estruendoso, que no solo canceló cualquier posibilidad de una segunda parte, sino que frenó en seco la carrera de Alicia Vikander, al punto de que hoy la reseñamos en una adición más bien modesta de Netflix: una adaptación de la novela de 2001 escrita por Susanna Jones, titulada Earthquake Bird, o como se conoce en español, La Música del Terremoto.

Ahora, si después de ver esta película que mezcla impecablemente elementos de misterio, thriller psicológico, drama y hasta romance, usted ha quedado con dudas, preguntas o inquietudes, no se preocupe, porque a continuación y sin más preámbulos sobre la carrera de Alicia Vikander, damos inicio al Análisis y Explicación de… Earthquake Bird.

Seguir leyendo “Earthquake Bird (La Música del Terremoto) ^ Análisis y Explicación”

La Langosta / The Lobster ^ Crítica, Análisis y Explicación

¿Qué harías si esa idea de encontrar tu media naranja, y formar una familia deja de ser opcional o ideal, y pasa a ser obligatoria so pena de ser convertido en un animal si no lo logras? ¿En qué animal elegirías convertirte si no cumples con tu obligación? ¿Te dejarías simplemente llevar por lo inevitable y lo requerido, o harías algo para tener tus propias opciones?

Esas son las preguntas que el director Yorgos Lanthimos se hizo por allá en 2014, con The Lobster (La Langosta, en algunos mercados hispanos) antes de convertirse en Director AAA con su más reciente producción: The Favourite, nominada a 10 Premios Óscar.

The Lobster no es la típica película hecha para entretener masas basada en efectos especiales, es una película para ver, analizar, reflexionar y disfrutar. En ese orden. Y si tuvo problemas para entenderla a cabalidad, si le quedó alguna pregunta, o con la necesidad de aclarar algo, no se preocupe, porque a continuación empezamos con el Análisis y Explicación de … The Lobster. Y de bono, les incluyo la crítica al final.

Sigue leyendo…

Carta abierta a @HELIODOPTERO (En Referencia a la Acción de Tutela interpuesta por Cristina Plazas).

Señor Gonzalo Guillén.

@HELIODOPTERO

Cordial y respetuoso saludo:

Desde hace un par de días he estado siguiendo con mucha atención los sucesos y las reacciones relacionadas con la acción de tutela interpuesta en su contra, por parte de la directora del ICBF, Cristina Plazas Michelsen, sustentada esta en “sus derechos fundamentales al buen nombre, honra, dignidad, rectificación y habeas data” y que ha generado, como es usual en las redes sociales, una ola de indignación por ser este otro caso más de persecución judicial en contra de ciudadanos que ejercen su derecho a criticar al gobierno de Juan Manuel Santos, sus funcionarios, amigos e instituciones. Sin embargo, mi indignación y mi empatía por el caso tienen como grandes límites el hecho de que usted, sí, usted, es al menos parcialmente responsable de lo que le sucede en estos momentos.

letter

 

Los límites a los que hago referencia, tienen como base mi más profunda Seguir leyendo “Carta abierta a @HELIODOPTERO (En Referencia a la Acción de Tutela interpuesta por Cristina Plazas).”