Crítica Ligera X ^ Emoji: La Película

Terminaron las vacaciones y como siempre sucede cuando hay una pausa larga que amerita desconectarse del mundo, el número de películas acumuladas por reseñar empieza a crecer casi que exponencialmente. Así que por cuestiones de tiempo y presupuesto, quizás más de tiempo que de presupuesto, Emoji: La Película, El Planeta de los Simios, The Bye Bye Man y Atómica tendrán su Crítica, pero en forma ligera. Y como siempre hago las críticas en orden cronológico, empecemos con la primera de las 3 que me vi, la octava película animada de Sony Pictures: la película de los Emojis.

emoji

¿De qué va Emoji: La Película?

Alex, un ordinario adolescente estadounidense, adicto más a su celular que a las interacciones sociales, se ve metido en problemas cuando su dispositivo empieza a mostrar fallas. Lo que Alex desconoce es que dentro de su teléfono, los emojis de su aplicación de textos se encuentran en una seria encrucijada cuando Gene, un emoji MEH empieza a mostrar expresiones múltiples. El hecho obliga a Smiler, el emoji original, a hacer uso de los antivirus para eliminar la falla. Gene, entonces se verá obligado a huir de la aplicación, y de buscar una manera de salir del celular, razón por la cual encontrará en su camino a Jailbreaker, una hacker rompecódigos interesada en llegar a La Nube y a Hi-5, un emoji cuyo único interés es llegar a ser popular de nuevo en los textos de Alex.

¿Por qué debería ver Emoji: La Película?

En esencia, porque es una película familiar, que a pesar de estar en un universo bastante improbable y poco imaginativo (Cars tiene una premisa muy parecida) deja ver unas cuestiones interesantes, con una animación decente y una historia coherente, que logra que el público se enganche y se entretenga en sus 86 minutos de duración.

¿Por qué no debería ver Emoji: La Película?

Pues, si usted es un consumidor frecuente del séptimo arte, la premisa del sujeto que decepciona a todo el mundo por querer aspirar a algo diferente y aparentemente inalcanzable, seguramente le va a parecer aburrida. Y es que en el mundo de la animación parece que se quedan sin ideas y siempre se van por lo seguro. Pues, esta seguridad le ha pasado factura, porque aunque la película ya recaudó más de su presupuesto, las ganancias no han sido tan espectacular como cabría esperar.

Al fin ¿Me la veo o no?

Sí. Pero trate de llevar a sus hijos, sobrinos, primos menores de edad, nietos, etc, etc… porque seguro es mucho más entretenido ver esta película a través de los ojos de alguien al que no le interesa demasiado que se repita la misma historia una y otra vez. Así de sencillo.

3,45 / 5,00

★★★★★

Anuncios

Crítica X ^ La Bella y La Bestia (2017)

Antes de empezar a hablar de la más reciente adaptación de Disney, quiero que hablemos de un término que no sé si acabo de acuñar pero que denominaré applause bias o en nuestro querida lengua española, el prejuicio del aplauso. Este fenómeno del que muy recientemente me he percatado consiste en que el público moldea su opinión de una película, una serie de televisión, una obra de teatro, la inauguración de un evento deportivo, o hasta de una izada de bandera, de acuerdo a lo que parece ser la opinión general.

Desde que empecé este blog en 2010, he sido testigo de tal fenómeno que se traduce en aplausos estruendosos, luego de películas tipo chicle (consumir-botar-olvidar) como Rápido y Furioso, El Conjuro y 50 Sombras de Grey.  Y también el efecto contrario, de denostar en conjunto un largometraje, simplemente porque alguien se adelantó a decir “¡qué película tan mala!”. Y en efecto, nosotros como público tendemos a cambiar rápidamente de opinión, cuando el consenso general parece ser uniforme y consistente. En el caso de la versión 2017 de La Bella y La Bestia (Título original: Beauty and the Beast), el consenso del público presente en el momento (un montón de adolescentes bulliciosos) fue que la película fue buenísima. Yo, por mi parte, tengo mi propia opinión.

la bella y la bestia

La Bella y La Bestia, cuenta la historia de Continúa leyendo Crítica X ^ La Bella y La Bestia (2017)

Crítica RetroX ^ Star Wars: Episodio I – La Amenaza Fantasma

Los episodios I, II y III de la saga de Star Wars están entre las películas más execradas de todos los tiempos. Casi todos los críticos de renombre han coincidido en que esta segunda serie de películas es, cuando menos, una gran decepción para todos los que conocieron la trilogía original de Luke Skywalker, la Princesa Leia y Han Solo. Sin embargo luego de ver la primera entrega de esta serie con toda la atención y el detalle del caso (alguna vez la vi sin prestarle mucha atención) no puedo sino pensar en que toda la lluvia de críticas que le han caído a esta serie de películas no son más que una simple y bien concertada exageración.

la-amenaza-fantasma

La Amenaza Fantasma (Título original: The Phantom Menace) cuenta la historia de Anakin Skywalker (Jake Lloyd) un niño de Continúa leyendo Crítica RetroX ^ Star Wars: Episodio I – La Amenaza Fantasma

Crítica X ^ Belleza Inesperada

El cine, cómo cualquier otra modalidad de arte, es plenamente subjetivo. A usted, como consumidor de ese arte, su formación, sus prejuicios y sus conocimientos, lo impelen a que algo le guste o que no le guste. Es por esa razón que a algunos, películas de altísima calidad como La La Land, o El Abrazo de la Serpiente le parecen malísimas y otras como Rápido y Furioso y xXx, le parecen buenísimas.

En el caso de Belleza Inesperada (Título original: Collateral Beauty), película dirigida por David Frankel (El diablo viste a la moda), la crítica ha sido despiadada. Entre los adjetivos que han utilizado para calificarla están: fracasada, decepcionante, desastrosa y vergonzosa. Sin embargo, el público ha sido mucho más favorable a esta y puedo entender perfectamente el por qué. Y es que Belleza Inesperada es quizás el típico ejemplo de la hipocresía de la crítica en Hollywood.

belleza-inesperada

La cinta cuenta la historia de Continúa leyendo Crítica X ^ Belleza Inesperada

Reseñas X ^ La La Land.

Si hay una palabra que pueda describir los 128 minutos de La La Land, sin duda esa palabra es ARTE. Desde la primera secuencia (una secuencia de baile en una autopista congestionada en la mitad de Los Ángeles) es posible apreciar la visión de su director y escritor, Damien Chazelle (Whiplash), y su intención de introducir al espectador en una historia que combina la dura realidad de la vida, con la magia de los sueños y el amor.

la-la-land

Protagonizada por Ryan Gosling y Emma Stone, La La Land cuenta la historia de Sebastian “Seb” Wilder y Mia Dolan. El primero un pianista, amante del jazz, que sueña con tener su propio negocio dedicado exclusivamente a este género musical y la segunda, una mesera que sueña con convertirse en una gran estrella de Hollywood. Seb y Mia, cuyas vidas giran en torno a sus sueños, verán estos reflejados el uno en el otro, y al final tendrán que decidir qué es más importante si sus sueños o el amor.

La historia de los chicos que van a Los Ángeles a cumplir sus sueños de ser reconocidos, famosos e importantes no es nueva, pero el enfoque del director en este caso es sumamente original. Chazelle logra plasmar en el guión una metáfora doble para ambos personajes.

La dirección es sencillamente magistral. En un estilo de musical de los años 50, Chazelle enmarca a sus personajes, con una equilibrada utilización de la famosa pantalla verde, música, vestuario y escenografía; todo trabajado de manera armoniosa para entregar el resultado final.

En cuanto a las actuaciones hay algo que debo decir. Cuando vi la película por primera vez me pareció que Ryan Gosling estaba demasiado mayor para su personaje, y quizás un poco Emma Stone. Me dije a mí mismo “esta película está que ni pintada para actores más jóvenes, quizás, recién salidos de la adolescencia”. Poco después me enteré que en realidad Damien Chazelle tenía en mente a Miles Teller y a Emma Watson para los papeles principales y entonces tuvo sentido para mí. Pero mucho más sentido tiene que hayan escogido a dos actores más experimentados como Gosling y Stone, teniendo en cuenta el enorme peso que la cinta imprime sobre sus protagonistas.

Y no es sólo que los actores hayan tenido que practicar los bailes por horas, ni que hayan tenido que aprender las habilidades de sus personajes, sino que por momentos tuvieron que encarnar una dualidad brutal en sus personajes, como por ejemplo en la que Seb decide entrar a una banda de Jazz Fusión para ganar dinero y debe adoptar una pose urbana, o en la escena de la audición de Mia, con una escena en la que es interrumpida, luego de entrar en un estado de tristeza al tratar de recitar sus líneas de manera coherente. Lo siento, pero no creo que ni Teller ni Watson hubiesen podido lograr una actuación de ese nivel.

La premisa de la película sin duda tiene que ver con los sueños, en lo que sufres y en lo que sacrificas para alcanzarlos, en el significado del amor y es aquí donde la metáfora de Chazelle va jugando. Mia y Seb representan la última oportunidad y al mismo tiempo el mismo obstáculo del otro para alcanzar sus sueños, ambos aman la idea de convertirse en un heraldo del Jazz y en una actriz famosa, pero es ese último paso, el definitivo el que ambos dan juntos para alcanzarlo, aunque al final ese último paso los ponga en dos autopistas completamente distintas.

Una película que quizás a algunos les parezca densa o quizás, demasiado lenta, pero que precisamente no vende su arte por ganar unos segundos de entretenimiento vacío. Espectacular.

4,97 / 5,00

★★★★★